Animales de compañía y Tercera Edad - Residencia Aurora en Sevilla
17719
post-template-default,single,single-post,postid-17719,single-format-standard,ajax_updown_fade,page_not_loaded,,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-10.1.2,wpb-js-composer js-comp-ver-5.1,vc_responsive

Animales de compañía y Tercera Edad

Animales de compañía y Tercera Edad

Beneficios de los animales de compañía para las personas mayores.

Terapias con animales.

 

Visita de perros a la residencia Aurora en Sevilla. Terapias con animales

Las personas mayores que viven en residencias, en ocasiones, se encierran en su propio mundo de aislamiento. Es por ello que cada vez es más frecuente utilizar animales de compañía en las residencias de personas mayores como terapia contra diversos males que afectan a nuestros abuelos.

Gracias a estas terapias con animales es con lo que se consiguen pequeños cambios de actitud.  Conseguimos romper el estado de ánimo sombrío o triste.

En la Residencia Aurora en Sevilla, creemos que todo lo que sea mejorar la actitud y mejorar la calidad vida de nuestros mayores, bienvenido sea.  En nuestro caso también ponemos en práctica este tipo de terapia por varias razones…


Debemos pensar que, además de sufrir la inclemencia de los años, muchos abuelos se sienten solos.  El echo de poder convivir con una mascota, aunque sólo sea un rato, hace que a sus vidas vuelva una sonrisa, una energía capaz de eliminar esos momentos de tristeza, de soledad, de monotonía…

 

En estas terapias se suelen usar perro y gatos, aunque no son los únicos animales utilizado para tal fin. Animales que cuando entregan su afecto lo hacen sin pedir nada a cambio y sin distinguir entre edad, aspecto físico o psíquico de la persona, sexo…

 

Terapias con animales. Visita de nuestros amigos los perros a la Residencia en Sevilla Aurora

 

Nuestros abuelos desarrollan ciertos vínculos y responsabilidades hacia los animales que van a visitarles, se convierten, en cierto modo, en cuidadores, creando en ellos una acción que rompe su rutina diaria.

 

Querer dar cariño y cuidar de estos animales, es una forma en la que las personas mayores afrontan y superan el sentimiento negativo de no sentirse útiles. Se logra  estimular su actividad mental.

 

El contacto físico con las mascotas ayuda a paliar el sentimiento de soledad y aislamiento en que se encierran poniendo punto final a la soledad, al aburrimiento y a la depresión. Por otra parte, la alegría y espontaneidad del animal favorece las relaciones sociales entre las personas mayores.

 

Los animales generan efectos positivos en nuestros abuelos, les crean rutinas y actividades

 

Cuando se relacionan los animales y la tercera edad, estos últimos mejoran en su salud física, sus capacidades cognitivas, su estado anímico, la autoestima y la sociabilidad.

 

Algunos Beneficios de las terapias con animales en el centros geriátricos Residencia en Sevilla Aurora:

 

1.- Desarrollan ciertos vínculos y responsabilidades. Se sienten útiles.

2.- Se consigue romper con una vida sedentaria. Se mejora en calidad de vida y se estimula su actividad mental y mejora sensiblemente la movilidad.

3.- Gracias a la presencia de mascotas, las personas mayores hablan y se relacionan con más facilidad. Favorece las relaciones sociales entre las personas mayores.

4.- Mejoramos y cambiamos el ánimo y la autoestima. Sonríen más y aumenta su estado de serenidad.

5.-  Las mascotas pueden llegar a avisarnos en caso de que algo malo le ocurra a nuestros abuelos debido a problemas auditivos, visuales o físicos.

 

Es mucho lo que una mascota nos aporta y muy poco lo que piden a cambio.

 

Perros en la vida de las personas mayores pueden ser una buena terapia con animales

Psicológicamente un perro trasmite alegría, ilusión y optimismo a la persona mayor que tal vez había perdido.

Obliga al abuelo, en caso de que viva en su domicilio,  a tener que pasearlo. Esto les aportan beneficios físicos y de comunicación con otros cuidadores/paseadores de perros que comparten el mismo amor por estas mascotas.Terapias con animales. Gatos en la vida de las personas mayores

 

Los gatos a diferencia de los perros se adaptan bien a vivir exclusivamente dentro de casa. Los felinos pueden ser una buena idea para  personas mayores que tienen problemas para salir a pasear.

 

 

En definitiva,  sea cual sea la mascota, es un buen compañero cuando la persona mayor se siente sola. Ya sea en un centro geriátrico o en su propio domicilio, la presencia de un perro, un gato, un conejo… les aporta un sinfín de beneficios.

 

Tan sólo nos queda recordar que estas mascotas NO son juguetes, necesitan un cuidado y una alimentación apropiada.

 

No todos los ancianos pueden responsabilizarse de un animal de compañía, ya sea por problemas físicos o psíquicos. Animamos a adoptar un animal de compañía,  pero sólo si sabemos que van a tener un buen cuidado.

 

NO tengamos una mascota como si fuese un objeto, un juguete, para no cuidarla y abandonarla en cualquier carretera.

 

 

Conozca más sobre nuestra labor de cuidado y cariño hacia nuestro mayores.

Residencia Aurora en Nervión, Sevilla. Atención personalizada

 

Sin comentarios

Lo sentimos, el formulario de comentarios está cerrado en este momento.